Con las torrenciales y cuantiosas lluvias que hemos tenido en Mérida en esta temporada, los ciudadanos vimos con sorpresa cómo se inundaron los estacionamientos subterráneos de plazas comerciales, el paso deprimido y fraccionamientos ubicados principalmente en la parte norte.

Lo que todo mundo sabe es que en Mérida se inundan las calles con las lluvias y una vez que deja de llover se absorbe el agua y todo vuelve a la normalidad, pero esta vez no fue así; además de que el grado de inundación fue verdaderamente alarmante, el agua no se ha ido. ¿por qué?

El manto freático reclama terreno en la Península de Yucatán y las intensas lluvias que dejaron a su paso los huracánes "Delta" y “Zeta”, llenaron el manto acuífero lo que genera que el agua inunde calles, avenidas, fraccionamientos, comisarías y cualquier tipo de construcción.

El manto acuífero es de 6 metros en el norte de Mérida y en el sur es de 10 metros, por lo que el norte está más expuesto a las inundaciones en terrenos donde se ha construido, por lo que las zonas residenciales más cercanas a la costa, tienen mayor probabilidad de sufrir inundaciones con los fenómenos meteorológicos, y los metros a los que se encuentra el manto acúifero cada vez serán menores.

Toda la Península de Yucatán está en el mar, sobre un gran fondo marino, ese subsuelo se recarga de agua que fluye hacia el oceáno y así ha sucedido a lo largo de la historia de la Península; pero las condiciones que nos ha presentado ahora la naturaleza, hacen más importante que las construcciones se adapten a este tipo de manto acuífero para evitar riesgos.

El manto freático está lleno por lo que el suelo ya no tiene capacidad de absorción mientras siga lloviendo; esto podemos verlo en las ciénegas muy cerca de Progreso que se encuentran llenas, en contraste con la época de sequía que están completamente vacías.

https://www.facebook.com/ECOentuciudad
imagen: laverdadnoticias.com

SOPORTE AL CLIENTE

HORARIO DE ATENCIÓN

Lunes a viernes 9:00 a 18:30 hrs

Sábados 9:00 a 13:00 hrs

Aceptamos